¿Qué es la publicidad exterior?

La publicidad exterior es considerada todo aquello que utiliza lugares públicos para desarrollarse. Las vallas publicitarias, carteles, rótulos luminosos, mupis, marquesinas, banderolas y cualquier otro expositor que se coloque en lugares públicos o en lugares donde se desarrollan espectáculos, eventos deportivos, etc.

Existen dos tipos de publicidad exterior: la fija y la móvil. Dentro de la fija, se encuentran las vallas publicitarias, los carteles, los paneles luminosos, mobiliario urbano y todos aquellos soportes que estén fijos en el sitio público. Mientras que la móvil, se considera toda aquella publicidad que forme parte de elementos instalados en medios de transporte: aviones, autobuses, trenes, metros etc.

Mientras que los medios de publicidad tradicionales están decayendo, la publicidad exterior sigue manteniéndose en nuestro país, evolucionando hasta nuevos formatos y ofreciendo una mayor eficacia.

Pero, ¿por qué es tan efectiva?

Vamos a analizar por qué la publicidad exterior resulta tan efectiva y beneficiosa.

La publicidad exterior no es otra cosa que una publicidad visual. Estos soportes publicitarios se colocan estratégicamente en lugares con una gran afluencia de tráfico, consiguiendo llegar tanto a nuestro público objetivo como a un público más general.

Aunque consiguen llegar a todos de forma masiva, pueden colocarse estratégicamente pudiendo segmentar la campaña por zona geográfica y target.

Tu publicidad impresa será visible para todo tipo de públicos las 24 horas del día, los 7 días de la semana, así durante el tiempo que permanezca la campaña. Y es que exceptuando la publicidad online, no existe actualmente otra publicidad impresa, donde la presencia de tu marca sea tan accesible como en la publicidad exterior.

El mensaje ha de ser impactante, claro y directo. De un rápido vistazo el público tiene que asociar la imagen con el mensaje.

Uno de los grandes beneficios de ésta publicidad es su alto impacto y gran alcance. Con una gran presencia sobre el público, llama la atención de cientos de personas que a diario pasan junto a ella e indirectamente o no, los alcanza. Ofrece una cobertura inmediata y un alto nivel de frecuencia.

Este tipo de publicidad se complementa a la perfección con otro tipo de campañas publicitarias como pueden ser la publicidad online (televisión, internet…) o offline (prensa, revistas..) puesto que hasta las personas que pasan poco tiempo en casa y no tienen tiempo de ver la televisión o leer una revista, son alcanzadas.

Un sencillo ejemplo podría ser la fachada de un establecimiento comercial como puede ser un centro de estética a pie de calle, esto se considera publicidad exterior y se utiliza para promocionar los productos y servicios del negocio. No es necesario ser una gran empresa con gran presupuesto para invertir en una buena campaña exterior.

Otro de sus beneficios principales es su rentabilidad. Existe un bajo coste por mil impactos (CPM), que hace que este medio sea muy rentable.

En definitiva, un medio que sigue funcionando y sigue siendo altamente efectivo. En Dixplay imprimimos tu publicidad para tus campañas en exterior. Nosotros te ayudaremos a potenciar la imagen de tu negocio y elevar la notoriedad de tu marca con la ayuda de estos soportes de alto impacto visual.